Entrevista con Nrisimha Kripa Dasa

Nrisimha Kripa Dasa nació en México, y reside actualmente junto a su esposa e hijo en Cuerámaro, donde continua distribuyendo libros.

Carta de Sankirtana: ¿Podrías explicarnos qué es sankirtana para tí?

Nrisimha Kripa Dasa: El sankirtana es un amigo, un amigo incondicional que no te abandona jamás. Puede que uno lo descuide, pero apenas uno regresa el te abre los brazos y te ocupa en su misericordia. En una pareja ordinaria, si uno deja de cooperar de inmediato hay conflicto, ruptura, divorcio. El sankirtana no es asi, el siempre te espera y te restaura aunque estés caído, o lo busques solo para obtener un refugio que te libere del sufrimiento o ala ansiedad mental (en todo caso te corrige). Esto es… ser Munífico. Él es munífico.

Carta de Sankirtana: ¿Cuánto tiempo dedicaste, dedicas o piensas dedicar a la distribución de libros?

Nrisimha Kripa Dasa: ¿Horas, meses o años? Me gustaría dedicar toda mi vida,  de un modo u otro.

Carta de Sankirtana: ¿Existe un “antes” y un “después” en tu vida después de comenzar a distribuir libros?

Nrisimha Kripa Dasa: No lo se, yo llevaba casi 4 años en templo, haciendo servicios fijos antes de salir por vez primera, y luego yo sentía que era una expansión del servicio del templo… había leído mucho y tenia mucha fe en los libros de Prabhupada, y aunque si mis primeros años de sankirtana eran duros y ácidos en los resultados siempre me sentía feliz tras regresar de la calle bajo la noche de estrellas.

Carta de Sankirtana: ¿Qué comprensiones espirituales has tenido através de sankirtana?

Nrisimha Kripa Dasa: Una vez, hace algún tiempo, tenía una basurita en mi mente, y aunque cantaba rondas y me empeñaba en el servicio práctico, esa basurita hostigaba. Decidí salir a sankirtana. Estaba en la playa en casa de mi padre, y apenas salí me di cuenta que una energía superior conducía y se apoderaba de mis acciones. Regresé después de algunas horas totalmente feliz y trascendental a todos los pantanos del mundo. Fue así que entendí una frase de Srila Prabhupada refiriéndose a la distribución de libros. “In this work, you should know that you have Krishna blessings” (Has de saber que en este trabajo cuentas con las bendiciones de Krishna).

Carta de Sankirtana: Descríbenos como sería un día ideal de sankirtana para tí.

Nrisimha Kripa Dasa: Levantarse tempranito, bien reposado, cantar rondas (todas) con gran atención, observar a las Deidades, escuchar algo de clase o estudiar un poco y salir a reventar todo el día a universidades. O salir con mas paciencia por la calle combatiendo persona a persona. Pero en realidad lo que hace un día desankirtana formidable es cuando Krishna da el toque, y entonces uno, como instrumento, funciona de manera tal que va mas allá de los parámetros ordinarios de la gente, y todos son felices y quedan satisfechos contigo… casi casi te dan sus bendiciones. El ideal es cuando Krishna esta satisfecho… Ese es el ideal.

Carta de Sankirtana: ¿Podrías describirnos qué beneficios has experimentado al comenzar a distribuir libros?

Nrisimha Kripa Dasa: Sí… uno se vuelve más personal, menos indiferente ante las situaciones del mundo, aprende a tratar con la gente, lo que en realidad es la prueba de que uno avanza o no. Los discípulos de Prabhupada se vuelven auténticos caballeros. Gentiles serviciales, y dejan la mente de la gente mas limpia que como la encontraron.

Carta de Sankirtana: Cuando tienes un día difícil en la distribución de libros, ¿donde te refugias? ¿Qué haces para superar un día difícil o un momento difícil?

Nrisimha Kripa Dasa: Yo solo conozco el truco de leer y cantar. Aunque en ocasiones dar un break y regresar después más recargado puede ser muy útil.

Carta de Sankirtana: ¿Existe algún pasatiempo especial que te haya ocurrido mientras distribuías libros?

Nrisimha Kripa Dasa: Cientos de pasatiempos… La gran mayoría de los acontecimientos en sankirtana son especiales, pues en tus manos hay Deidades, y Ellas juegan sus propias historias con la gente. Tan solo el otro día pasaban cientos de cosas, desde que con ingenio pude darle un libro a un chico que era recio seguidor Cristiano. Todo el día pintó bien:  luego llegó una medium (o algo así), y me dijo que me había divisado desde lejos. “Ves, eso no es casualidad”, me dijo, y se compró algún libro. La gente mas insospechada decidía que sí quería el libro; una chica que tenia el K, y que quería viajar algunos cientos de kilómetros hasta el templo más cercano, se puso muy feliz de verme y saber que aquí también había un centro. Más tarde, regresando sobre mis pasos, decidí entrar a un local donde había una chica que se llamaba Krishna y se compro el Krishna book. También me metí en un hotel que en realidad era un sitio para muchachas en alquiler, y una de la tres se llevó un libro. Después divisé desde lejos a unas señoras, y solo por su energía me sentí atraído hacia ellas, y caminé hasta ese estacionamiento para darme cuenta de que eran practicantes de yoga. También se llevaron libros… Y así siguió. Esos son eventos simples,  pero ahí esta el toque de Krishna, y de esa forma el corazón entra en trance de felicidad. Hay magia en estos libros, hay millones de cosas que pasan alrededor de ellos, solo hay que salir con ellos a la calle y algo va a pasar.

Carta de Sankirtana: ¿Cuál es tu fuente de inspiración para la realización de sankirtana?

Nrisimha Kripa Dasa: La filosofía. Los propios libros. Ellos son tan buenos amigos, son tan claros y poderosos que a veces, cuando estoy leyendo, simplemente pienso… todo el mundo debería escuchar esto.

Carta de Sankirtana: ¿Podrías mandar un consejo para aquellos que están queriendo empezar a distribuir libros?

Nrisimha Kripa Dasa: Lo más importante es leer los libros y leerlos otra vez. Eso ayuda a hundir las raíces, a debatir con personas tan negativas y a transformarlas mediante la lógica, a no perder la fe en lo que estas haciendo cuando parece que todos te odian.

También es bueno asociarse con otros devotos que distribuyen libros. Por ejemplo: para mí Jayadeva Hari das, es una especie de icono. Él hace cosas increíbles, impensables de imitar. Por ejemplo: en el anterior Maratón, a las 4 de la mañana,  yo ya estaba durmiendo en la camioneta, en una ciudad antigua y silenciosa, no se movía ni una mosca, yo sentía un poco de angustia porque el Jayo no había llagado. De recibí un mesaje al celular: “Ya voy para allá. Estoy en la fiesta de la Virgencita (de Gadalupe)”. Luego durmió un poco y a las 7 de la mañana ya estaba de nuevo en la calle, en un sábado vacío, cantando con su maquinita. Es increíble, él hace esas cosas siempre… yo no puedo ni imaginar hacerlo, es extremo, pero me admira. Y cada devoto tiene su gloria, Krishna los esta iluminando. Jala Daraka das llenaba su mochila en la mañana y regresaba agotado y sudado a media noche con la mochila vacía… ¿Cómo no puedo admirar estos esfuerzos? Bryan se metía a las escuelas privadas, como Pedro por su casa, y daba cientos de libros, fuese en Colombia, en Venezuela o donde estuviera. Y así cada loco con su estilo, pero ahí van los gloriosos soldados de Shri Caitanya Mahaprabhu

“Cuando quiera que un campesino o una persona ordinaria va al frente, a luchar por su patria, de inmediato se vuelve un héroe nacional, así mismo Krishna reconoce a todo aquel que tome riesgo para esparcir sus glorias” (Srila Prabhupada Lilamrita). Que Sri Caitanya quiera concederles sus bendiciones a todos y darles este servicio de un modo u otro durante su corta estancia en este planeta de la muerte, mrityu-loka.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s