Entrevista con Mahajana Dasa

Mahajana das

Mahajana Dasa, discípulo de Su Santidad Prahladananda Swami,es de Perú y distribuye libros desde hace 13 años.

Carta de Sankirtana: ¿Qué es sankirtana? ¿Cómo se conecta con la distribución de libros?

Mahajana Dasa: Sankirtana es el canto congregacional para glorificar todos juntos a Krishna. El Señor Caitanya Mahaprabhu inicio este movimiento de sankirtana para glorificar a Krishna, y la manera como nos ha ordenado es cantando el maha-mantra Hare Krishna. Si cantamos Hare Krishna entonces seremos devotos de sankirtana, y de esa manera participaremos en el movimiento de sankirtana del Señor Caitanya Mahaprabhu.

Entonces, dándonos ejemplo, el Señor Gauranga enviaba a sus asociados y devotos a que fueran a predicar a las personas y les suplicaran diciéndoles: Bolo Krishna (cante Krishna), Bhajan Krishna (adora a Krishna), Seva Krishna (sirve a Krishna). De esa manera, el Señor Caitanya Mahaprabhu ha dado la orden de difundir la conciencia de Krishna en cada pueblo y aldea, y todos los Acaryas previos han aceptado esa orden del Señor y lo han transmitido a través del Guru-parampara.

Srila Prabhupada también nos ha dando la orden, y al mismo tiempo nos bendice con la orden del Señor, al decirnos: Distribuyan mis libros, distribuyan mis libros, distribuyan mis libros. Él sabía que por distribuir sus libros la fama de Krishna se expandiría por todas partes. Ese también es el deseo Señor Caitanya Mahaprabhu: que todas las entidades vivientes recobren su conciencia de consciencia de Krishna, su verdadera identidad, su verdadera ocupación. En otras palabras, por leer los libros de Srila Prabhupada sabremos que cada uno tiene una relación eterna con Krishna, que no somos el cuerpo sino almas espirituales, y que el servicio devocional a Krishna es nuestra verdadera ocupación.

De esa manera el sankirtana se conecta con la distribución de libros, porque es una actividad que difunde las glorias de Krishna y es para el beneficio de las personas. Todos aquellos afortunados que nos dediquemos a leer los libros, seremos predicados por Srila Prabhupada. La pureza de sus palabras nos llegará a todos al corazón, y como resultado de eso nos sentimos iluminados y felices en conciencia de Krishna.

Cuando Srila Prabhupada nos dice que glorifiquemos a Krishna y cantemos este maha-mantra Hare Krishna (que no es diferente de Krishna), inmediatamente un alma sincera cantará los Santos Nombres. De esa manera un sankirtanero que se dedica a distribuir los libros de Srila Prabhupada también esta distribuyendo el canto del santo nombre.

Por eso, Srila Prabhupada enfatizó que sus libros deberían ser distribuidos masivamente, porque es la literatura trascendental y pura. Tiene la potencia para cambiar la vida de las personas. En otras palabras, los libros de Srila Prabhupada son para que las personas desafortunadas nos volvamos almas afortunadas.

Carta de Sankirtana: ¿Podría contarnos como es o fue tu experiencia en sankirtana.

Mahajana Dasa: Empecé hacer sankirtana en 1990, pero antes de distribuir los libros de SrilaPrabhupada pasé por un proceso de purificación de 6 meses (en el templo de Chosica, a una hora de Lima), haciendo servicio para los sankirtaneros. Mi autoridad me dijo: “Lavarás todo los días las ropas de lossankirtaneros”. En aquel entonces eran aproximadamente 20 devotos fijos.Hasta que un día el líder de sankirtana me dio una advertencia y señales de alarma para prepararme: “Pronto saldrás a distribuir los libros de Srila Prabhupada”.

Recuerdo queestaba nervioso al escuchar sus palabras, me sentía temeroso al saber que pronto saldríaa las calles, no estaba preparado, y en ese momento le revelé mi mente diciéndole: “Elsankirtana no es para mí, soy demasiado tímido como para hablar con la gente…. no quieroni imaginarme el estar en la calle todo el día hablando con las personas… Solo quierocontinuar con mi servicio, estoy feliz lavando las ropas de los devotos”.

Después de este incidente los devotos de sankirtana comprendieron que mi deseo estaba siendo dirigido hacia el humor de los bhajananandis, (que solamente están interesados en su propia salvación) y por eso actuaron rápidamente, predicándome todos los días haciéndome entender el gran sacrificio que hizo Srila Prabhupada para difundir la conciencia de Krishna. “Tenemos que complacer al devoto puro”, me decía un devoto. “Srila Prabhupada suplicó a los devotos que le ayudaran a distribuir sus libros”. Me explicó otro devoto, haciéndome ver la compasión que tenia Srila Prabhupada por la humanidad. Y mi amigo, que ya partió de este mundo, me dijo: “Si tú tienes amor a Srila Prabhupada, entonces distribuye sus libros… Si tú no distribuyes, quien va distribuir. Para eso estás aquí, para ayudar a Srila Prabhupada”. Todos me predicaban y al final sus consejos se convirtieron en instrucciones.

De esa manera estaba ocupado en servir a los devotos de sankirtana. Algunas veces los sankirtaneros me encontraban planchando sus vestimentas, y al verme ocupado en servirles estaban tan complacidos conmigo que cada uno me daban sus bendiciones. Todos esos recuerdos los vivos hasta ahora como si fuesen ayer, era como si estuviera bebiendo néctar todos los días al ver los rostros estáticos de los devotos. En otras palabras, todo ese humor de sankirtana me lo transmitían cada día a través de su asociación.

Por fin, al cumplir los seis meses, mi líder de sankirtana me dijo: “Has hecho un servicio especial para purificarte, ahora estas preparado para salir. A partir de ahora empiezas a hacer sankirtana para toda la vida”, y me llevo prácticamente a la fuerza aunque no me sintiera preparado, tal como un padre lleva a su hijo a la escuela para que estudie, a pesar de que éste no tenga el deseo.

Al comienzo fue difícil acostumbrarme al sankirtana, era como si estuviera bebiendo veneno, pero finalmente cedí y empecé hacer sankirtana sin realizar profundamente esta misión de predica. Pero los devotos son tan misericordiosos que aprendí de ellos diferentes modalidades de sankirtana, (primero empecé haciendo en mesas, después en buses, colegios, universidades, sankirtana viajero, semáforos, casa por casa y persona a persona).

Y así pasé 13 años, distribuyendo a tiempo completo mientras me encontraba en el ashrama de brahmacaris. Después me casé en Sri Mayapur Dhama y mi vida aun continua con la distribución de libros, y actualmente Krishna hizo los arreglos para salir medio día a sankirtana en la modalidad de persona a persona, y después trabajar.

Los domingos, mi esposa y yo realizamos el servicio de pujari en el templo de Chosica, donde están instaladas las hermosas deidades de Sri Sri Radha Madhana Vihari.

Para finalizar, mi experiencia en sankirtana es que cualquier devoto tímido puede distribuir los libros de Srila Prabhupada en cualquier modalidad. Cada devoto tiene una habilidad específica, y esa habilidad debemos utilizarlo en sankirtana. Por eso, Srila Prabhupada decía: “Tan pronto como tengas una oportunidad, predica”.

Carta de Sankirtana: ¿Podrías contarnos 3 realizaciones que tuviste a través de la distribución de libros?

Mahajana Dasa: Mi primera realización es que estando en sankirtana uno se da cuenta de que Krishna nos está ayudando a cada momento, protegiéndonos de diferentes maneras. A veces utiliza a las personas como instrumentos y les hace hablar justo lo que uno necesita escuchar en ese momento.

No es la persona quien esta hablando, es Krishna que esta hablando a través de esa persona y le hace hablar. En otras palabras Krishna nos esta guiando constantemente dándonos instrucciones, (a través de guru-sastra-sadhu, y a través de otras personas tal como lo he experimentado en la calle) para inspirarnos a continuar con determinación en sankirtana.

Con estas experiencias Krishna nos hace entender que Él esta en todas partes, como la Superalma en el corazón de cada entidad viviente. Por lo tanto, si tomamos refugio en

Él, todas nuestras ansiedades materiales y el temor por este mundo serán erradicados por completo.

Mi segunda realización es que se dice que Krishna hace todo los arreglos para cumplir los deseos de sus devotos. Pero cuando alguien se ocupa en sankirtana, ese deseo se cumple acompañado de bienaventuranza espiritual. En otras palabras, en la medida en que uno se rinde a Krishna, Krishna reciproca, y de inmediato corresponde con el deseo sincero de sus devotos, haciendo arreglos para que su sirviente experimente gotitas de éxtasis y se fortalezca en la vida espiritual.

Entonces Krishna puede utilizar a una niña para enseñarnos una gran lección. Y así uno aprende en la práctica que significa verdadera determinación. Krishna es el Supremo Maestro muy experto, es decir, lo que no has aprendido en el templo, lo vas a aprender en la calle mientras haces sankirtana. Así es como Krishna nos enseña y nos da una mejor educación en conciencia de Krishna.

Y mi tercera realización es que a cada momento estamos aprendiendo algo en la escuela de sankirtana, así como a cada momento Krishna está probando nuestra sinceridad. Por ejemplo, a veces Krishna nos pone en situación difíciles, y lo hace únicamente para que siempre nos acostumbremos a depender de Él en situaciones de peligro.

Krishna nos va entrenando más y más, y a veces utiliza a las personas para insultarnos y ver cómo reaccionamos, si nuestra reacción es agresiva, entonces no estamos meditando en Krishna, pero si somos compasivos con esa alma, vamos a tolerar ese insulto y querer ayudarlo a esa persona porque estamos siempre pensando en Krishna.

Al ver esta actitud de su devoto, Krishna se complace inmediatamente y con su poder místico, hace que esa misma persona que ha ofendido regrese nuevamente y le pida perdón a su devoto. En ese momento el devoto entiende que todo es obra de Krishna, y así experimenta un placer espiritual.

Carta de Sankirtana: ¿Cuál es tu fuente de inspiración en sankirtana?

Mahajana Dasa: Mi inspiración son las instrucciones de mi Guru Maharaja (Srila Prahladananda Swami), quien al comienzo de mi vida espiritual me dijo: “Continúe distribuyendo los libros de Srila Prabhupada y predique el mensaje del Señor Caitanya Mahaprabhu”. Estoy aceptando esta orden en mi corazón y también tratando de cumplirla.

Por supuesto que si leemos los libros de Srila Prabhupada (sus éxtasis devocionales, como él mismo dijo), vamos a conectarnos con su humor de prédica, y ese humor de prédica es glorificar a Krishna en todas partes. Así que por leer los libros nos sentiremos endeudados con Srila Prabhupada, y en agradecimiento hacia su persona compasiva por habernos salvado y sacado de este océano de sufrimiento, vamos a querer ayudarle en su misión de predica. En otras palabras sus libros contienen devoción pura y por leer diariamente nos sentiremos muy inspirados para dar conciencia de Krishna a los demás.

La inspiración también llega a través de la asociación con devotos. Por escuchar a los diferentes devotos predicadores, (que siempre están viajando por América Latina, como lo hace por ejemplo Navina Nirada Prabhu, dando seminarios y entusiasmando a los devotos) estaremos muy inspirados a salir a sankirtana. Esa asociación entre devotos creará un ambiente de predica, de tal manera que estaremos entusiastas y fortalecidos para difundir la conciencia de Krishna.

Carta de Sankirtana: ¿Qué consejo le enviarías a alguien que quiere comenzar a distribuir libros?

Mahajana Dasa: El primer consejo es que sirvamos a los devotos de sankirtana, y de esa manera nos purificaremos. Por servir a los vaisnavas de una manera sincera, automáticamente seremos bendecidos, y al ser bendecidos obtendremos la misericordia de Sri Krishna Caitanya Mahaprabhu. De esa manera Krishna se complacerá con nuestra buena actitud, al ser sirvientes de sus devotos rendidos. Entonces, cuando salgamos purificados a predicar, vamos a purificarnos aun más, y así seremos capaces de tolerar todas las adversidades que se nos presenten en sankirtana. Es por eso, que cuando encontremos a personas que son favorables o desfavorables, vamos a tratar de ayudarles en conciencia de Krishna, y seremos respetuosos con todos ellos, y eso también es predica. Esa es la manera de atraer la atención de Sri Krishna. Srila Bhaktisidhanta Sarasvati solía decir: “No trates de ver a Dios, actúa de modo tal que Dios te vea a ti”.

El siguiente consejo es que no cometamos ofensas a ningún vaisnava. En el Skanda Purana se dice que hay seis causas de una caída. “Las seis causas de una caída son: el golpear a un vaisnava, insultarlo, envidiarlo, no darle la bienvenida, tratarlo con enojo, y no deleitarse por verlo.”

Otro consejo es seguir la orden del maestro espiritual, que es cantar el maha-mantra Hare Krishna con atención y sentimiento. Mucho mejor si cantamos las 16 rondas antes de salir a sankirtana. Y la regla para cantar, se describe en el Hari-bhakti-vilasa:

manah samharanam saucam
maunam mantrartha-cintanam
avyagratvam anirvedo
japa-sampatti-hetavah

“A fin de perfeccionar el canto de japa, hay que cultivar las cualidades siguientes: Control de la mente, la pureza interna y externa, el silencio, la contemplación del significado del mantra, paciencia y firmeza”

Y el último consejo es leer todos los días los libros de Srila Prabhupada.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s